viernes, 5 de mayo de 2006

todo irá bien

Afuera llueve. Dentro también. Algunos intentan engañarse creyendo que esto termina porque lo dicen los números y el hombre vestido de negro. Otros pensamos que justo acaba de empezar, porque las chicas siguen doliendo demasiado y las hojas aún se suicidan. Incluso pensamos en que tal vez nos suicidaremos si dura mucho más. Después cerramos los ojos y nos mentimos. Dormimos tranquilos. No soñamos. A veces es mucho más fácil dormir que soñar, aunque prefiramos que no.
Nos despertamos entre piedras viejas, y olores pasados. Entre ropa mojada y fotografías de alguien que fuimos. Tratamos de regatearnos a nosotros mismos para no perder. Incapacidad permanente. Dibujamos un nombre al azar, y un color. Siempre dibujamos el mismo aunque nos gusta creer que no es así. Los colores, son todos los colores, los nombres también. Tienes ojos de ella, manos de ella, risa de ella. Tienes todo de ella, y sin embargo eres tú. Te da mucho miedo y me das mucho dolor. Tratamos de no confundir el amor con el placer, lo bonito con lo bello, y el sexo con los besos. Tratamos de ordenar conceptos que ya de por sí nacieron en rebeldía. Queremos ser rebeldes en esta contraciudad tan olvidada, donde todo es distancia o resaca. Donde todo está lejos o es mentira.
Pensamos en darnos a la fuga a algún lugar que no existe, en algún momento que aún no ha llegado y con algún extraño que no conocemos, porque así será todo más fácil o no será. Las alternativas, sobretodo las que se descartan al nacer, son el juego que queremos vivir. A o B. Si o No. Ahora o Nunca. Mañana o Quizás.
Entonces me dices "todo irá bien" y es solo un juego de palabras para que no duela tanto..

7 comentarios:

  1. Qué razón tienes. Yo he dormido fatal hoy, con demasiados sueños y pesadillas intercalados. Hoy, bendito viernes soleado, con mi dolor de espalda, me arrancas tú también una media sonrisa por culpa de tus búsquedas, tan gemelas a las mías.

    ¿Por qué nos doleremos tanto? Con lo fácil que sería cerrar los ojos y abrazarse muy fuerte...

    ResponderEliminar
  2. telefónica, y su emporio, me permiten de nuevo volver por aquí.

    Mi primera parada, parada y fonda, su exilio que es el mío aunque usted no quiera.

    Llueve, como bien dices, porque parece que de alguna manera alguien exija que llueva porque si la vida no duele no es vida. De otra manera no tendría sentido tanta lluvia, tanto dolor y tantos versos que mueren al crearse.

    Se le quiere Dani. Tengo que ponerme al día...mails, blogs...foros...un abrazo.

    Sergio (o cloud a veces)

    xD

    HAY LIGA

    ResponderEliminar
  3. Me encanta, tus textos me hacen sentir mio, tienes el don de hacernos comprender que nos pasa por dentro, de rellenar los huecos que nos faltan, de secar las gotas de lluvia y todas esas cosas que no se decirte... yo no tengo ese don.

    Gracias por escribir...

    ResponderEliminar
  4. Uissss no sabia que estabas en el exilio!! aiss no me entero no me entero!!ajjaja

    Aisss pues mu chulo lo poco que he visto haber si cotilleo un poco más!!


    Aleeeeeeeee Muxussssssssss

    ResponderEliminar
  5. Aún dura tu exilio? Pensaba que ahora que acabas la carrera te habías quitado esa idea de escribir de la cabeza jeje....

    Piensa en tu futuro hombre...el próximo post podría ser una demanda o un dictamen

    Aaah, que vida más triste !

    XD nos vemos

    ResponderEliminar
  6. "Dibujamos un nombre al azar, y un color. Siempre dibujamos el mismo aunque nos gusta creer que no es así. Los colores, son todos los colores, los nombres también. Tienes ojos de ella, manos de ella, risa de ella. Tienes todo de ella, y sin embargo eres tú."

    ¿Como personificar en alguien lo que buscas?

    Entiendo XD

    ResponderEliminar
  7. ¿Y quién tira los dados en el juego?
    ...

    A veces ( mucho ultimamente) nos suicidamos un poquito por dentro para ver después que seguimos vivos, tal vez sin sueños; pero vivos.

    A veces los juegos de palabras ayudan, los tuyos enganchan
    ;-)

    ResponderEliminar